Se estrena por fin una de las películas más aplaudidas durante el pasado año en eventos especializados dedicados al fantaterror. “Lo que hacemos en las sombras” llega desde Nueva Zelanda, después de presentarse en el festival de Toronto y alzarse con el galardón a la Mejor Película en la sección Midnight Madness. A pesar de que el filme se apunta al carro del found footage, léase estética de falso documental, una tendencia convertida en moda en el género que parece no tener final, la propuesta que nos ocupa es capaz de exprimir al máximo los recursos que caracterizan un formato que todavía puede dar sorpresas. La cámara en mano entra esta vez, como si fuera la mirada subjetiva del espectador, en la extraña vivienda de unos vampiros poco usuales que conviven con sus más y sus menos. Los chupasangres, cada uno de una época diferente –incluido un Nosferatu pelón-, son compañeros de piso, con sus manías y problemas de adaptación a la sociedad moderna. ¿El reverso oscuro y divertido de la excelente “Sólo los amantes sobreviven” de Jim Jarmusch?

lo-que-hacemos-en-las-sombras-vampiro

“Lo que hacemos en las sombras” funcionó de maravilla en el festival de Sitges y en la siempre recomendable Semana de Cine Fantástico y de Terror de San Sebastián. En ambas citas ineludibles para todo aficionado al susto que se precie la película se llevó el Gran Premio del Público. Comedia y escalofrío para el deleite del espectador desprejuiciado de la mano de los creadores de la serie de culto “Flight of the Conchords”. Una excelente carta de presentación que complementa los trofeos conseguidos merecidamente por una producción que abre el camino a la diversión sin tapujos en el cine de horror. La parodia es necesaria, sobre todo si es fresca y actual. Por supuesto, aparecen en escena otras criaturas de la noche, como los hombres lobo, dando pie a situaciones desternillantes.

(texto aparecido en el suplemento GPS de EL CORREO)

Leave a comment

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.